prevención y factores de riesgo

prevención y factores de riesgo

Factores de riesgo

 

Un factor de riesgo es aquello que incrementa su probabilidad de contraer una enfermedad o padecimiento. Ciertamente es posible desarrollar ECV sin los factores de riesgo pero tenerlos lo hace más propenso. Algunos factores de riesgo para la enfermedad cardiovascular no son modificables pero muchos sí lo son. Conocer sus factores de riesgo y seguir los pasos para reducirlos, puede desacelerar o incluso detener el progreso de la enfermedad cardiovascular en múltiples puntos:

  • Antes de que ocurra la aterosclerosis
  • Antes de que la aterosclerosis conlleve a un evento cardiovascular, como ataque al corazón
  • Después del primero pero antes del subsecuente evento cardiovascular

 

Los factores de riesgo no modificables son aquellos que no pueden cambiar. Es una buena idea que conozca estos factores para que tenga una idea de su riesgo.

  • Edad : hombres, 45 años o más; mujeres, 55 años o más.
  • Raza : los afroamericanos tienen mayor incidencia de hipertensión que los caucásicos y, por lo tanto, mayor riesgo de desarrollar ECV. Otros que tienen un riesgo elevado son los descendientes de mexicanos, americanos nativos, hawaianos nativos y algunos descendientes de asiáticos.
  • Antecedentes familiares : un pariente en primer grado (padre, madre, hermano, hermana) con enfermedad cardíaca prematura (hombres: menos de 55 años, mujeres: menos de 65 años).
  • Sexo : los hombres tienden a sufrir eventos cardiovasculares a una edad más temprana que las mujeres. Sin embargo, después de la menopausia, el riesgo cardiovascular en las mujeres se alcanza más rápido que en los hombres.

 

Los factores de riesgo modificables se pueden reducir o eliminar a través de cambios en su estilo de vida, tratamiento médico o una combinación de las dos. Muchos de los factores de riesgo están relacionados entre sí y con frecuencia, tienen efectos benéficos en otras personas.

  • Fumar : los fumadores tienen el doble de probabilidades de tener un ataque cardíaco que los no fumadores. Fumar también es el factor de riesgo más grande para la muerte cardíaca repentina. Incluso los no fumadores pueden incrementar su riesgo de enfermedad cardíaca si están constantemente expuestos al humo del cigarro.
  • Colesterol alto en la sangre : los niveles de colesterol total y LDL altos y los niveles bajos de HDL aumentan el riesgo de sufrir aterosclerosis, enfermedad cardiovascular y accidente cerebrovascular. En general, se consideran que un nivel de colesterol total inferior a 200 mg/dl (5,2 mmol/l), un nivel de colesterol LDL inferior a 100 mg/dl (2,6 mmol/l) y un nivel de colesterol HDL superior a 60 mg/dl (1,6 mmol/l) son los valores deseables.
  • Presión arterial elevada (hipertensión) : la hipertensión arterial acelera la progresión de la aterosclerosis y aumenta el riesgo de enfermedad cardiovascular, accidente cerebrovascular e insuficiencia cardíaca congestiva. La hipertensión se define como presión arterial igual o mayor de 140/90 mmHg. Sin embargo, los individuos con presión arterial en un rango más alto de lo normal (cerca de 130/85 mmHg) tienen un riesgo elevado de volverse hipertensos y deben seguir pasos para disminuir su presión arterial.
  • Inactividad física : un estilo de vida sedentario aumenta el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, mientras que la actividad física regular puede prevenirla. El ejercicio también ayuda a controlar los factores de riesgo de ECV, incluyendo el colesterol alto LDL, el colesterol bajo HDL, la diabetes tipo 2, la obesidad y la presión arterial alta.
  • Obesidad y sobrepeso: el exceso de grasa corporal, especialmente en la región abdominal, se asocia con un mayor riesgo de sufrir enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares. El peso excedente ejerce presión adicional en su corazón y eleva la presión arterial, colesterol en la sangre y el riesgo de la diabetes tipo 2.
  • Diabetes tipo 2y prediabetes : la diabetes tipo 2 es un factor de riesgo principal para la enfermedad cardiovascular. Cerca de dos tercios de las personas con diabetes muere debido a algún tipo de enfermedad de los vasos sanguíneos. La intolerancia a la glucosa previa al comienzo de la diabetes tipo 2, también puede incrementar su riesgo.
  • Exceso de alcohol : tomar demasiado alcohol puede elevar la presión arterial, causar insuficiencia cardíaca y producir un accidente cerebrovascular. Puede contribuir a los niveles altos de triglicéridos (grasas en el cuerpo) y obesidad y lo puede predisponer a arritmias.
  • Estrés : aunque no está claro exactamente en qué medida el estrés psicológico contribuye al desarrollo de la ECV, si ya le han diagnosticado una afección cardiovascular, el control del estrés podría beneficiarlo.
  • Factores de riesgo emergentes: la asociación de estos factores de riesgo con la ECV no está bien establecida, pero muchas autoridades científicas creen que serán clínicamente importantes en el futuro cercano.
    • Proteína C reactiva : la proteína C reactiva es un indicador de inflamación. Los niveles altos de la proteína se han asociado con el incremento del riesgo de enfermedad cardíaca y apoplejía, incluso cuando los niveles totales de colesterol LDL sean bajos. Todavía no se sabe cómo reducir las proteínas C reactivas.
    • Homocisteína : la homocisteína es un aminoácido (base de la proteína) que parece contribuir a la aterosclerosis y a la formación de coágulos en la sangre. Los niveles altos de homocisteína se han ligado al incremento del riesgo de la enfermedad cardíaca. El ácido fólico en la dieta es efectivo para reducir los niveles de homocisteína.

 

El propósito de la revisión de la enfermedad cardiovascular es detectarla y tratarla antes de que aparezcan los síntomas. La revisión involucra el expediente médico, oscultación y algunas pruebas diseñadas para valorar su riesgo de ECV y cualquier evidencia que ya exista.

  • Antecedentes clínicos : el médico le hará preguntas sobre enfermedades actuales y previas, operaciones y hospitalizaciones anteriores, medicamentos, dieta y otros factores del estilo de vida, historia social y antecedentes familiares para medir el riesgo de sufrir un ECV.
  • Examen físico mediante el cual el médico puede evaluar los siguientes aspectos:
    • Índice de masa corporal : el IMC es una medida de la masa corporal que tiene en cuenta tanto la estatura como el peso.
    • Distribución de la grasa : esto suele medirse como una proporción entre la cintura y la cadera. Tener mayor cantidad de grasa alrededor de su abdomen y parte superior del cuerpo (una forma de "manzana") lo pone en gran riesgo de una enfermedad cardíaca, presión arterial y diabetes.
    • Medición de la presión arterial : la presión arterial se mide utilizando un manguito alrededor del brazo y un dispositivo llamado esfingomanómetro. La presión arterial tiene la tendencia de fluctuar y necesita ser medida varias veces antes de que un diagnóstico de hipertensión pueda realizarse.
      Medida de Presión Arterial
      Colocación de tensiómetro
      © 2011 Nucleus Medical Media, Inc.
  • Análisis de sangre : para los análisis que siguen, puede extraerse sangre en el consultorio del médico o en un laboratorio. Luego, la sangre se envía al laboratorio para que sea analizada y debe recibir los resultados dentro de un lapso de una semana.
    • Perfil de lípidos : un perfil completo de lípidos medirá los niveles de colesterol total, de colesterol LDL y HDL y de triglicéridos en la sangre.
    • Azúcar/glucohemoglobina en sangre (HBA1C) : estos análisis se utilizan para detectar diabetes y para controlar el progreso del tratamiento de la diabetes.
  • Prueba de tolerancia al ejercicio o de esfuerzo : mediante un electrocardiograma (ECG) para medir la actividad eléctrica del corazón en reposo se obtiene información limitada sobre el suministro de oxígeno al corazón. Por lo tanto, una prueba de esfuerzo con frecuencia se usa para evaluar la presencia y gravedad de trastornos cardiovasculares a medida que el corazón responde a la demanda adicional de oxígeno durante la actividad física.

 

Animation Copyright © Milner-Fenwick

Reduciendo Su Riesgo

 

Reducir el riesgo de la enfermedad cardiovascular toma dos formas básicas - modificación al estilo de vida y medicamentos. Ambos comúnmente se usan de manera simultánea.
 

  • Modificación del estilo de vida : cambiar las conductas relacionadas con la salud indudablemente es la forma más difícil de reducir el riesgo, pero también es la más eficaz y duradera. De hecho, el modificar de manera exitosa su estilo de vida puede eliminar un factor de riesgo en algunos casos. El mayor beneficio sería obtenido al:
    • No fumar : fumar cigarrillos, en comparación con otras conductas relacionadas con la salud, es lo que causa más muertes en estadounidenses. No será fácil, pero si deja de fumar reducirá a la mitad sus probabilidades de desarrollar enfermedad cardíaca.
    • Alimentación sana : comer saludablemente puede contribuir a reducir los niveles de colesterol y de presión arterial, y puede reducir el riesgo de diabetes tipo 2 al ayudar a mantener un peso adecuado. Para seguir una dieta saludable usted debe:
      • Limitar su ingesta de grasa total, grasa saturada, grasas trans y colesterol
      • Coma cinco o más porciones de una variedad de frutas y verduras por día

      heart-healthy diet

      • Elija seis o más porciones por día de una variedad de productos de granos, especialmente granos enteros; reduzca su ingesta de carbohidratos refinados
      • Limite su ingesta de alimentos que son altos en calorías pero bajos en nutrición
      • Coma seis gramos o menos de sal por día
    • Practicar ejercicios con regularidad : el ejercicio regular puede ayudarlo a perder peso, a reducir los niveles de colesterol y de presión arterial, y a reducir el riesgo de sufrir diabetes tipo 2. Propóngase hacer al menos 30 minutos de actividad de moderada a intensa la mayor parte de (o preferentemente todos) los días de la semana.
    • Beber con moderación : la evidencia indica que la ingesta baja a moderada de alcohol reduce el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca. Sin embargo, no hay suficiente evidencia que sugiera que debe comenzar a beber si no lo hace para proteger su corazón. De hecho, beber en exceso aumenta su riesgo de hipertensión y enfermedad cardíaca. Las mujeres deben limitarse a una bebida alcohólica por día y los hombres a dos.
    • Mantener un peso saludable : mantener un peso saludable puede ayudarlo a reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 y presión arterial elevada. Primero, use su índice de masa corporal (IMC por sus siglas en inglés) para darse una idea de su peso meta, teniendo en mente que el IMC es una medida imperfecta. Para perder peso necesita quemar más calorías de las que consume. Mantener su peso requiere un equilibrio entre el consumo de calorías y el desgaste de calorías. Mientras que la pura dieta le ayudará a perder peso en tiempo corto, es difícil mantener el peso sin una combinación de dieta y ejercicio regular.
       
  • Medicamentos : aunque es conveniente tomar medicamentos, ellos presentan dos desventajas principales: causan efectos adversos y tienden a compensar (en lugar de resolver) el problema subyacente. Por estas razones, los medicamentos se recetan generalmente sólo cuando la modificación al estilo de vida no es efectiva por si misma.
    • Antihipertensivos : un médico le recetará un antihipertensivo para reducir la presión arterial elevada y para reducir el riesgo general de sufrir una cardiopatía. Los antihipertensivos funcionan de varias formas: liberan al cuerpo del exceso de líquidos, hacen más lento la frecuencia cardíaca, dilatan los vasos sanguíneos o bloquean los efectos de sustancias químicas que los hacen contraer. Puede que tenga que estar bajo un período de prueba con diferentes medicamentos para descubrir cual le funciona mejor. Los ejemplos incluyen:
      • Alpha 1- bloqueadores receptores adrenérgicos selectivos, como doxazosin y prazosin
      • Inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ACE por sus siglas en Inglés), tales como el enalapril y el lisinopril
      • Bloqueadores de los receptores de la angiotensina, como la candesartan y la losartan
      • bloqueadores Beta , tales como el atelenol y el pindolol
      • Bloqueadores de los canales de calcio, como la nicarpidina y la nisoldipina
      • Medicamentos simpatoplégicos de acción central, como la clonidina y la guanfacina
      • Diuréticos, como la aceazolamida y la hidroclorotiazida
      • Agentes bloqueadores del ganglio, como la mecamilamina
      • Bloqueadores de la terminal del nervio simpático postgangliónico, como la guanitida y la reserpina
      • Vaso dilatadores, como la diazoxida y la hidrazalina
    • Antiplaquetarios : los antiplaquetarios interfieren con la formación de coágulos sanguíneos que pueden ser causantes de un ataque cardíaco, un accidente cerebrovascular o gangrena.
      • Dosis baja aspirina es el agente antiplaquetas generalmente más recetado y se usa para reducir el riesgo de CVD. Otros fármacos más caros (por ejemplo, el clopidogret) se usan en pacientes que ya están diagnosticados con CVD.
    • Agentes reductores del colesterol : según el riesgo cardiovascular general y el éxito con los cambios en la dieta, el médico puede recomendarle algunos fármacos para reducir el colesterol. Algunos medicamentos son mejores que otros para disminuir el colesterol LDL alto o el colesterol total, elevando los niveles bajos de colesterol HDL, o disminuyendo los niveles de triglicéridos. Los ejemplos incluyen:
      • Acidos biliares que promueven la segregación, como la colesturamina y el colestipol
      • Fibratos, como el gemfibrozil y el enofibrato
      • Drogas ácidas nicóticas, como la niacina
      • Estatinas (Inhibidores de la Reductasa HMG-CoA), como el pravastatina y el simvastatina
      • Fármacos que reducen la absorción de colesterol, como la ezetimiba.
    • Agentes hipoglucémicos : muchas personas con diabetes pueden controlar los niveles de glucosa en la sangre mediante una combinación de alimentación sana, ejercicio y pérdida de peso. Si estos cambios no funcionan, puede que se receten medicamentos para la diabetes. Dependiendo del agente, los medicamentos contra la diabetes pueden funcionar al estimular el páncreas a producir más insulina, reduciendo la cantidad de glucosa producida por el hígado y retardando la absorción de los carbohidratos de dieta (una gran fuente de glucosa de la sangre), o aumentando la sensibilidad de las células a la insulina. Los ejemplos incluyen:
      • Sulfonilureas, como la glipizida, glimepirida y la gliburida
      • Las biguanidas tales como la metformina
      • Inhibidores de la alfa glucosidasa como la acarbosa, el miglitol
      • Tiazolidinediones como la pogliotazona, la rosiglitazona
      • Meglitinidas como la repaglinida, la nateglinida
      • Inhibidores de dipeptidil peptidasa-4, p. ej., sitagliptina
      • Si su páncreas ya no produce nada de insulina, necesitará recurrir a las inyecciones de insulina

 

aprender más >
su salud del corazón…
aula cardiovascular

Doctors Hospital at Renaissance

 © Copyright. All rights reserved.

5501 S. McColl Rd. Edinburg Texas 78539 | (956) 362-8677 | 956-DOCTORS

As required by the 2012 Hospital Outpatient Prospective Payment; Ambulatory Surgical Center Payment;
Hospital Value-Based Purchasing Program; Physician Self-Referral; and Patient Notification Requirements
in Provider Agreements
final rule, Doctors Hospital at Renaissance, Ltd is disclosing that it is seeking an expansion
exception under Section 6001 of the Affordable Care Act of 2010.

Doctors Hospital at Renaissance proudly meets the federal definition of a “physician-owned hospital” (42 CFR § 489.3). As required by law, a list of the hospital’s physician owners and investors is available at www.dhr-rgv.com. DHR, Ltd. and its affiliated entities comply with applicable Federal civil rights laws and do not discriminate on the basis of race, color, national origin, age, disability, or sex.