Frequently Asked Questions

Preguntas frecuentes

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad en la cual el cuerpo es incapaz de utilizar adecuadamente y almacenar la  glucosa (una forma de azúcar). La glucosa se acumula en el torrente sanguíneo - causando que la glucosa en la sangre (a veces conocido como azúcar en la sangre) suba demasiado alta.

Hay dos tipos principales de diabetes. En la diabetes tipo 1, (anteriormente llamada juvenil o insulina-dependiente) el cuerpo sdetiene por completo la producción de insulina, una hormona que permite al cuerpo a utilizar la glucosa que se encuentra en los alimentos para obtener energía. Las personas con diabetes tipo 1 deben tomar inyecciones diarias de insulina para sobrevivir. Esta forma de diabetes generalmente se desarrolla en niños o adultos jóvenes, pero puede ocurrir a cualquier edad. La diabetes tipo 2 (anteriormente llamada del adulto o no insulina-dependientes) se produce cuando el cuerpo no produce suficiente insulina y / o no puede utilizar la insulina adecuadamente (resistencia a la insulina). Esta forma de diabetes generalmente se presenta en personas que son mayores de 40 años, el sobrepeso y tener antecedentes familiares de diabetes, aunque hoy en día se está produciendo cada vez más en las personas más jóvenes, en particular los adolescentes.

¿Cómo saben las personas si tienen diabetes?

Las personas con diabetes frecuentemente sufren determinados síntomas. Entre estos se encuentran:

  • Tener mucha sed
  • Necesidad frecuente de orinar
  • Adelgazamiento
  • Mucha hambre
  • Visión borrosa
  • Irritabilidad
  • Hormigueo o adormecimiento de manos o pies
  • Infecciones frecuentes de la piel, la vejiga o las encías
  • Heridas que no sanan
  • Fatiga extrema sin explicación

En algunos casos, no hay síntomas, como ocurre, en ocasiones, con la diabetes tipo 2. En este caso, las personas pueden vivir durante meses, incluso años, sin saber que padecen esta enfermedad. Esta forma de diabetes aparece de manera gradual y, por lo tanto, en muchos casos no se reconocen los síntomas.

¿Quién sufre de diabetes?

Cualquier persona puede tener diabetes. Sin embargo, aquellas personas con familiares que padecen esta enfermedad tienen mayor probabilidad de desarrollarla. Otros factores de riesgo incluyen la obesidad, el colesterol alto, la elevada presión arterial y la falta de actividad física. El riesgo de contraer diabetes también aumenta con el paso del tiempo. Las personas mayores de 40 años y con sobrepeso tienen más probabilidades de contraer diabetes, aunque está aumentando la incidencia de diabetes tipo 2 en adolescentes. La diabetes es más común entre nativos americanos, afroamericanos, hispanos y asiáticos/habitantes de las Islas del Pacífico. Además, las mujeres que contraen diabetes durante el embarazo (denominada “diabetes gestacional”) son más propensas a tener diabetes completamente desarrollada en el futuro.

¿Cómo se diagnostica la diabetes?

La diabetes se diagnostica mediante un simple análisis de sangre. Sería ideal realizar un análisis de sangre para la diabetes todos los años en el examen médico annual, si usted está en riesgo de padecer esta enfermedad. Los factores de riesgo comprenden antecedentes familiares de diabetes o ser afroamericano, latino/hispano, asiático americano, nativos americano o habitante de las Islas del Pacífico o bien tener antecedentes de diabetes gestacional.

¿Cómo se trata la diabetes?

Para estar saludables, las personas con diabetes tipo 1 y tipo 2 deben hacer determinadas cosas. Deben tener un plan de alimentación (comidas). Deben prestar atención a la cantidad de actividad física que realizan, ya que la actividad física puede ayudar al cuerpo a usar mejor la insulina para convertir la glucosa en energía para las células. Todas aquellas personas que padecen de diabetes tipo 1 y algunas personas con diabetes tipo 2 se deben administrar inyecciones de insulina. Algunas personas con diabetes tipo 2 deben tomar medicamentos denominados “agentes orales” que ayudan a sus cuerpos a producir más insulina o a utilizar mejor la insulina que producen. Algunas personas con diabetes tipo 2 pueden manejar su enfermedad sin medicamentos mediante una planificación adecuada de las comidas y actividad física adecuada.

Todas las personas con diabetes deben ver a un especialista en diabetes (endocrinólogo o diabetólogo), al menos, una vez cada seis meses. También debe consultar periódicamente a otros miembros del equipo de tratamiento de la diabetes, como el enfermero educador de la diabetes y a un nutricionista para que lo ayude a desarrollar un plan de comidas. Sería ideal consultar a un fisiólogo del ejercicio a fin de recibir ayuda para desarrollar un plan de actividad física y, tal vez, una trabajadora social, un psicólogo o cualquier otro profesional de la salud mental para recibir ayuda con el estrés y los desafíos derivados de vivir con una enfermedad crónica. Todas las personas que sufren diabetes deben someterse regularmente a exámenes de la vista (una vez por año) a cargo de un oftalmólogo para asegurarse de tratar de manera anticipada cualquier problema de la vista asociado con la diabetes antes de que se torne un problema grave.

Además, las personas con diabetes deben aprender a controlar su nivel de glucosa en sangre. Las pruebas diarias ayudarán a determinar de qué manera el plan de comidas, de actividades y los medicamentos funcionan para mantener los niveles de glucosa dentro de un rango normal.

¿Qué puede hacer para controlar su diabetes?
  • Elija opciones de alimentos saludables; coma porciones más pequeñas con menos grasa y distribuya los carbohidratos (pan, fruta, leche) a lo largo del día.
  • Si tiene sobrepeso, trate de bajar de peso para poder usar mejor la insulina.
  • Visite a un nutricionista para que elabore un plan de comidas adecuado para usted.
  • Aumente la actividad física. Fije un objetivo de 30 minutos por día.
  • Tome los medicamentos como le hayan indicado su proveedor de salud. La mayoría de las personas con diabetes tipo 2 necesitan varios medicamentos para controlar la glucosa en sangre; las personas con diabetes tipo 1 deben tomar insulina.
  • Verifique su glucosa en sangre regularmente y analice los resultados con su equipo de atención médica.

Haga clic aquí para descargar nuestro formulario de referido y llévelo hoy mismo a su médico de cabecera.

¿Qué otros problemas puede causar la diabetes?

Su equipo de atención médica le recomendará seguir un plan de comidas y un plan de ejercicios, tomar sus medicamentos y supervisar su glucosa en sangre regularmente para mantener los niveles en un rango que sea lo más normal posible durante el mayor tiempo posible. ¿Por qué esto es importante? Porque la diabetes mal manejada puede derivar en diversas complicaciones a largo plazo, entre ellas encontramos ataques cardíacos, accidentes cerebrovasculares, ceguera, insuficiencia renal y enfermedad de los vasos sanguíneos, lo que puede ser causa de amputación, daño nervioso e impotencia en los hombres.

Afortunadamente, un estudio realizado a nivel nacional durante un período de 10 años reveló que si las personas mantienen sus niveles de glucosa en sangre lo más normal posible, pueden reducir el riesgo de desarrollar algunas de estas complicaciones en un 50 % o más.

¿Cómo puede evitar las complicaciones relacionadas con la diabetes?

Los elevados niveles de glucosa en sangre pueden afectar los ojos, el corazón, los riñones, los nervios y los pies.

  • Hable con su proveedor de atención médica sobre el control de su glucosa, A1C, la presión arterial y los resultados de los lípidos.
  • Tome sus medicamentos para la diabetes, la presión arterial y los lípidos según las indicaciones.
  • Sométase a un examen anual donde incluya la dilatación del ojo para evitar perder la visión.
  • Sométase a un análisis de microalbúmina en la orina para determinar problemas renales.
  • Revise sus pies todos los días a fin de encontrar si tiene grietas, llagas y enrojecimiento e informe los problemas a su proveedor de salud.
  • Lleve consigo el tratamiento de baja glucosa en sangre si toma medicamentos que reducen su glucosa en sangre.
  • Deje de fumar para evitar insuficiencia cardíaca, renal y problemas de la vista.
  • Aplíquese la vacuna contra la gripe todos los años.
  • Use identificación médica en caso de emergencia.
  • Asista a las consultas con su médico.
  • Visite al dentista dos veces al año.

Haga clic aquí para descargar nuestro formulario de referido y llévelo hoy mismo a su médico de cabecera.

¿Se puede prevenir la diabetes?

Tal vez, algún día. La diabetes tipo 2 es el tipo de diabetes más común, pero aún no la comprendemos completamente. Sin embargo, las investigaciones sugieren que aún podemos hacer algo para evitar esta forma de diabetes. Los estudios demuestran de qué manera los cambios en el estilo de vida pueden evitar o demorar la aparición de la diabetes tipo 2 en adultos en riesgo de contraer la enfermedad. Se recomienda perder un poco de peso (5 al 10 % de su peso corporal) y realizar un poco de actividad física (30 minutos por día).